jueves , 23 noviembre 2017
Oler la comida podría engordarte

Oler la comida podría engordarte

La famosa frase “yo engordo sólo con oler la comida” podría ser cierta y tener, ahora, una base científica. Un estudio de la Universidad de Berkley descubre que el aroma que desprenden los alimentos nos hace aumentar de peso. En resumen, oler la comida podría engordarte.

El sentido del olfato es un factor determinante para disfrutar de una deliciosa comida, tanto la vista como el olfato desempeñan un papel muy destacado a la hora de comer. El grupo de científicos de la Universidad estadounidense estudió el comportamiento de un grupo de ratones (obesos y normopesos) con la alimentación, su peso y su olfato. Tras varias semanas de experimento vieron que los ratones obesos que “perdieron” (se inhibió) el sentido del olfato también perdieron peso; y los ratones con un sentido del olfato potenciado engordaron mucho más que los ratones con el sentido del olfato normalizado. Además, ambos tipos de ratones comían y les apetecía la misma cantidad de alimentos grasos, y así unos engordaban y otros perdían peso.

CONEXIÓN CEREBRAL

Los investigadores no lo afirman con rotundidad, pero creen que el olor podría hacer creer a nuestro metabolismo que es hora de comer, por lo que se prepara para almacenar las calorías y los nutrientes ingeridos. Por el contrario, sin el sentido del olfato, el efecto sería inverso, el metabolismo sigue quemando energía, por lo que se deshacen más fácilmente las calorías consumidas.

El estudio es otra evidencia más de una existente y clara conexión entre el sistema olfativo y las regiones del cerebro que regulan el metabolismo, Según los expertos, “una conexión entre el hipotálamo y el sistema olfativo, aunque los circuitos neurales aún son desconocidos”.

ALMACENAR CALORÍAS EN VEZ DE QUEMARLAS

Esta hipótesis sugiere que el olor de todo aquello que comemos afecta a cómo el cuerpo quema o almacena las calorías. Si no podemos oler la comida, la quemamos; si la olemos, la almacenamos.

Céline Riera, ex becaria de la UC Berkeley ahora en Cedars -Sinai Medical Center (Los Angeles), afirma que “este documento es uno de los primeros estudios en mostrar que si manipulamos el sentido del olfato podemos modificar cómo el cerebro percibe el equilibrio energético y cómo el cerebro regula el equilibrio energético“.

Existen situaciones vitales en que los animales perdemos el sentido del olfato, puede ser la edad, lesiones, enfermedades como el Parkinson… Bajo estas situaciones, los afectados tienen a perder peso, incluso a volverse anoréxicos, lo que podría evidenciar el hallazgo de los científicos. Sin embargo, en estas situaciones influyen también factores externos como la pérdida de placer en el comer o un estado de decaimiento.

Los investigadores apuntan también que tanto ratones como seres humanos son más sensibles a los olores cuando tienen hambre que después de haber comido. De esta manera, inhibir el olfato podría ser una herramienta para tratar alteraciones relacionadas.

A todo ello, el lado negativo de la pérdida de olfato es el consecuente aumento de los niveles noradrenalina, una hormona que fabricamos bajo situaciones de estrés ligada al sistema nervioso simpático. En los seres humanos, un aumento sostenido de esta hormona podría conducir a un ataque al corazón. Con estos resultados, utilizar la inhibición del sistema olfativo para fines terapéuticos debe estar claramente indicado, así como analizados los pros y contras, apuntan los expertos.

Sobre Natàlia Gimferrer

Experta en Salud, Natàlia es enfermera, nutricionista, tecnóloga de alimentos y certificada como health coach por el Institute for Integrative Nutrition (Universidad de New York, USA).

Más artículos

Desmontando la pirámide nutricional

Las 6 mejores fuentes de calcio… libres de leche y derivados

Siempre hemos oído que la principal fuente de calcio para el organismo es la leche y …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Pincha el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
Simple Share Buttons